Movicoders

CSRD

La CSRD (Corporate Sustainability Reporting Directive) es una directiva de la Unión Europea que establece nuevos requisitos para la presentación de informes de sostenibilidad por parte de las empresas.

En un panorama regulatorio en constante evolución, cumplir con la Directiva de Información de Sostenibilidad Corporativa (CSRD) puede ser un desafío. Nuestra plataforma en la nube le ofrece una solución integral para gestionar todos los aspectos de la normativa de manera eficiente y segura. 

Esta directiva es una ampliación y actualización de la anterior directiva NFRD (Non-Financial Reporting Directive) y tiene como objetivo aumentar la transparencia y la calidad de la información sobre sostenibilidad que las empresas deben proporcionar. La CSRD tiene como objetivo principal proporcionar a los inversores, consumidores, y otras partes interesadas una visión clara y completa de las prácticas de sostenibilidad de las empresas. Al hacerlo, busca fomentar la transparencia y la responsabilidad corporativa, promoviendo una economía más sostenible y resiliente.

Características principales de la CSRD:

  1. Ampliación del alcance: La CSRD se aplica a un mayor número de empresas en comparación con la NFRD. No solo afecta a grandes empresas cotizadas en bolsa, sino también a todas las grandes empresas y a las pequeñas y medianas empresas (PYMEs) cotizadas.
  2. Requisitos de información detallada: Las empresas deben proporcionar información detallada sobre diversos aspectos de sostenibilidad, incluyendo medio ambiente, asuntos sociales y de empleados, derechos humanos y lucha contra la corrupción y el soborno.
  1. Estandarización y comparabilidad: La CSRD busca establecer estándares comunes para los informes de sostenibilidad, lo que facilita la comparación entre empresas y sectores.
  2. Verificación externa: Los informes de sostenibilidad deben ser verificados por un auditor independiente, lo que aumenta la fiabilidad de la información presentada.
  3. Digitalización de la información: Se fomenta el uso de formatos digitales y la publicación de la información en una plataforma digital para facilitar el acceso y la transparencia.

¿Quién tiene que cumplir la CSRD?

La CSRD afecta a un amplio espectro de empresas dentro de la Unión Europea. Las categorías específicas de empresas que deben cumplir con los requisitos de la CSRD incluyen:

  1. Grandes empresas: Todas las grandes empresas, independientemente de si están cotizadas en bolsa o no. Una empresa se considera grande si cumple al menos dos de los siguientes criterios:
    • Más de 250 empleados
    • Un balance general de más de 20 millones de euros
    • Una facturación neta de más de 40 millones de euros
  2. Empresas cotizadas en mercados regulados de la UE: Esto incluye tanto grandes empresas como pequeñas y medianas empresas (PYMEs) cotizadas, aunque estas últimas tendrán plazos más largos y requisitos adaptados..
  1. Empresas no europeas: Empresas no pertenecientes a la UE que tienen una actividad significativa en la UE, específicamente aquellas que generan más de 150 millones de euros en ingresos netos en la UE y tienen al menos una filial o sucursal en la UE que cumpla con ciertos criterios.
  2. Pequeñas y medianas empresas (PYMEs): Aunque las PYMEs no cotizadas no están obligadas a seguir la CSRD, se les anima a hacerlo, y pueden tener ciertos incentivos para seguir estas prácticas de sostenibilidad.